Contenido principal

Portabilidad Financiera, una oportunidad para consumidores y empresas

La Ley de Portabilidad Financiera forma parte de las normas de protección de los derechos del consumidor financiero, por lo cual corresponde al SERNAC velar por su cumplimiento. 

La posibilidad de poder cambiar sus productos de una institución a otra, en forma mucho más expedita, implicará que las entidades tendrán que competir por precio y entregar mejores condiciones, lo que beneficiará a los consumidores.

16 de septiembre de 2020

Director Nacional del SERNAC, Lucas Del Villar

El pasado 8 de septiembre entró en vigencia la Ley de Portabilidad Financiera, normativa que facilitará a los consumidores cambiarse entre instituciones financieras que oferten mejores condiciones para sus productos y servicios.

La Ley de Portabilidad Financiera forma parte de las normas de protección de los derechos del consumidor financiero, por lo cual corresponde al SERNAC velar por su cumplimiento.

La posibilidad de poder cambiar sus productos de una institución a otra, en forma mucho más expedita, implicará que las entidades tendrán que competir por precio y entregar mejores condiciones, lo que beneficiará a los consumidores.

El SERNAC estará monitoreando el comportamiento de las empresas financieras respecto del cumplimiento de las nuevas obligaciones que tendrán a partir de la entrada en vigencia de la Ley y su reglamento.

En ese sentido, la ley ordena a las instituciones financieras reportar al SERNAC los incumplimientos relacionados con el plazo y la forma de emisión de documentos necesarios entre entidades para el proceso de portabilidad, como lo son el certificado de liquidación y el comprobante de pago del producto financiero objeto de la portabilidad.

La portabilidad permite avanzar un paso más en la transparencia y claridad de la información en un mercado que históricamente ha sido complejo de entender para los consumidores. Esa misma complejidad actúa como barrera o desincentivo para cotizar, revisar bien los contratos e incluso para reclamar.

El proceso para portarse será sencillo y se asemeja en parte al proceso de portabilidad telefónica.

En el marco de esta nueva ley el SERNAC colaboró en el diseño de un formato estándar de solicitud de portabilidad que le permite al consumidor entender cuánto ganará con el cambio.

En ese mismo sentido, recientemente, el SERNAC sometió a consulta pública una propuesta de rediseño del estado de cuenta de créditos hipotecarios basada en las ciencias del comportamiento, que muestra gráficamente una comparación entre las condiciones del crédito y el promedio del mercado.

Actualmente se trabaja en el rediseño de otros estados de cuenta de productos financieros, para formular una propuesta de reforma reglamentaria que haga obligatoria su aplicación.

Tanto la portabilidad como la reciente Ley de Responsabilidad ante Fraudes, vienen a fortalecer los derechos del consumidor en este mercado, proceso que comenzó en marzo de 2012 con la Ley 20.555 del SERNAC Financiero.

Desde entonces, el SERNAC ha logrado cerca de 93 mil millones de pesos en reparaciones efectivas que han beneficiado a más de 3 millones 500 mil consumidores financieros, destacando casos emblemáticos, como las repactaciones de La Polar (con 293 mil millones adicionales en compensaciones); y los casos de cobros indebidos por líneas de sobregiro o "de emergencia". Lo anterior, además de 300 mil reclamos de consumidores solucionados en materia financiera durante este período.

Estas nuevas normas son una oportunidad para los consumidores de optar a mejores alternativas y para las empresas financieras, de incorporar mayor transparencia, ofrecer sus productos y competir con nuevas condiciones.

Archivos para descargar

Dirección externa

Tags

Mercados: Financieros

Estudios: Financieros

Guía del consumidor: Educación financiera

Legislación y normativa: Ley del consumidorNormas sobre operaciones financieras

El Sernac: Columnas del Director

Reclamar
LLámame