Contenido principal

Consumidora indemnizada

Multitienda fue condenada al pago de una multa y obligada a indemnizar a una consumidora por retenerla contra su voluntad acusándola injustificadamente de robo.

05 de febrero de 2008

Multitienda fue condenada al pago de una multa y obligada a indemnizar a una consumidora por retenerla contra su voluntad acusándola injustificadamente de robo.

  • Anita Moya fue a la tienda Ripley del Mall Marina Arauco de Viña del Mar para sacar un estado de cuenta. Cuando terminó el trámite que le demoró unos tres minutos, salió de la tienda casi corriendo porque estaba atrasada y había dejado encargada a su guagua. En ese momento, un guardia la tomó por la espalda y la obligó a regresar acusándola de robo.
  • Pese a sus quejas, el funcionario la llevó a la sala de monitores, donde no pudieron probar nada. Ella misma llamó a Carabineros quienes también comprobaron que no había razones para la acusación. Pese a ello, nadie le pidió disculpas.
  • Muy molesta decidió ejercer sus derechos como consumidora y denunció los hechos a la Justicia.
  • La empresa negó todos los cargos, argumentando que el guardia se había adecuado a los procedimientos sin dañar la dignidad de la afectada.
  • No obstante, el juez, consideró que había elementos para determinar que la tienda sí había infringido la ley, pues ésta reconoció que había aplicado un procedimiento de seguridad a la consumidora, pese a que no se pudo probar que hubiera cometido algún hecho ilícito que lo justificara.
  • La Ley del Consumidor señala claramente que los sistemas de seguridad y vigilancia "están especialmente obligados a respetar la dignidad y derechos de las personas. En caso que se sorprenda a un consumidor en la comisión flagrante de un delito, los gerentes, funcionarios o empleados se limitarán, bajo su responsabilidad, a poner sin demora al presunto infractor a disposición de las autoridades competentes".
  • Por ello, se condenó a Ripley al pago de una multa de 3 UTM (más de $100 mil), más una indemnización de $200 mil para la consumidora por la "angustia y sufrimiento" que los hechos pudieron causarle.
  • El fallo confirma una vez más que reclamar sirve y que en materia de consumo no todo vale ya que es la Ley del Consumidor quien establece las reglas del juego y no las empresas. Incluso en relación a las políticas de vigilancia.

Archivos para descargar

Dirección externa

Galería

Tags

Reclamar
LLámame