Contenido principal

Frazadas eléctricasCada tres años: chequeo y mantenimiento

Desde el año pasado la venta de las frazadas eléctricas debe ser aprobada por laboratorios de certificación que son fiscalizados por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles, SEC.

20 de julio de 2004

Desde el año pasado la venta de las frazadas eléctricas debe ser aprobada por laboratorios de certificación que son fiscalizados por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles, SEC.

Una de las primeras cosas que usted tiene que considerar al comprar una frazada eléctrica es exigir el sello que confirma la certificación de éstas por un laboratorio especializado, fiscalizado por la Superintendencia de Electricidad y Combustibles (SEC). El certificado (un papel oficial extendido por el laboratorio de certificación) garantiza que el producto fue aprobado y sometido a las pruebas, y que las pasó sin problemas.

En las pruebas de certificación una de las exigencias más importantes es que las frazadas eléctricas tengan un dispositivo térmico de seguridad que impida el recalentamiento de estos productos.

Instrucciones y manuales

Es importante que vengan en castellano y en ellos se debe informar:

Los manuales deben informar sobre las condiciones de almacenamiento. En otras palabras, decir cómo se dobla la frazada. Si está mal doblada se pueden juntar los cables de los circuitos y ello aumenta la posibilidad de una combustión.

Iformar también dónde se puede o no guardar la frazada. Por ejemplo, evitar los lugares húmedos.

Condiciones de uso: Es importante que diga qué tipo de personas no la pueden usar: personas enfermas o poco sensibles al calor, los niños pequeños, los ancianos y enfermos que pasen demasiado tiempo en la cama, por una cuestión de roce y también de mantenimiento.

Qué recomienda la SEC:

En la compra:

Comprar sólo en el comercio establecido.

Exigir que el producto posea algún dispositivo que corte el paso de la corriente ante un posible sobrecalientamiento.

Pedirle al vendedor el certificado del producto que es un papel que debe estar en poder del vendedor, firmado por el Laboratorio de Certificación.

En el uso:

Usarla siempre extendida. No doblarla ni enrollarla.

Prestar mucha atención cuando es usada por niños, ancianos, discapacitados de cualquier tipo, personas insensibles al calor o que están bajo los efectos de un somnífero o sedante.

Las posiciones de máxima temperatura sólo se pueden usar para calentar rápidamente la cama, no para dormir ni dejarla encendida toda la noche.

No clavar agujas ni alfileres en la frazada.

Ante evidentes signos de desgaste o deterioro, cuando la tela pierde rigidez o se ve gastada, lleve la frazada eléctrica a un servicio técnico. Se recomienda hacerlo, a partir del tercer año de uso y repetir este mantenimiento más o menos cada tres años.

Links Relacionados:http://www.sec.cl

Archivos para descargar

Dirección externa

Tags

Material educativo: Recomendaciones para ejercer sus derechos

Reclamar
LLámame