Contenido principal

Recomendaciones de uso y seguridad

Las lámparas y camas de bronceado prometen al consumidor un cuerpo bronceado durante todo el año, pero la radiación ultravioleta (UV) de estos dispositivos, al igual que la del sol, también supone un riesgo grave para la sal

27 de enero de 2010

Las lámparas y camas de bronceado prometen al consumidor un cuerpo bronceado durante todo el año, pero la radiación ultravioleta (UV) de estos dispositivos, al igual que la del sol, también supone un riesgo grave para la sal

  • A continuación le entregamos una serie de recomendaciones para considerar, si decide usar este servicio. Recuerde que como consumidor tiene derecho a un consumo seguro y a no exponer su salud ante riesgos innecesarios y que pudieron preverse.

Antes de usar y contratar: Exija información clara y oportuna.

  • Los centros de broceado tiene la obligación de informarle de los riesgos del servicio.
  • Fíjese que en la recepción del solarium y en las casetas de atención, existan letreros que indiquen:
"Póngase las gafas de protección suministradas (por el establecimiento). Ciertos medicamentos y cosméticos pueden aumentar la sensibilidad. No se recomienda su uso durante el embarazo o lactancia."


"Peligro: Radiación Ultravioleta, siga las instrucciones cuidadosamente y no entre sin su protector ocular."
"Si Usted sufre de alguna enfermedad por la cual toma medicamentos, se recomienda obtener información de su médico tratante si ésta es foto-sensibilizante, esto es, si aumenta la vulnerabilidad a sufrir una quemadura por radiación ultravioleta."

Verifique la seguridad de los equipos

  • Pregunte si losequipos cuentan con una pantalla o dispositivo que impida que la persona quede en contacto directo con las lámparas de luz ultravioleta.
  • Cada cama solar o cabina debe poseer un cronómetro incorporado y un control, que le permita al usuario terminar manualmente con la radiación sin necesidad de tirar del enchufe o de entrar en contacto con la lámpara ultravioleta.
  • El historial de registros de control diario del equipo debe encontrarse actualizado y ubicarse al costado de cada equipo.


Por escrito

  • Al contratar el servicio, Usted tiene derecho a solicitar un carné individual que señale su identificación y la calendarización de las sesiones. Esta medida le permite tener un control del desarrollo del servicio contratado.

Cuando use:Exija ser atendido y asistido por personal idóneo

  • Quien lo atiende debe ser un operador entrenado, mayor de 18 años que debe supervisar la correcta operación del equipo que usted use e informarlo y asistirlo en el uso adecuado del servicio. Este profesional debe:
  1. Preocuparse de limitar - mediante el uso del cronómetro - el tiempo máximo de exposición que usted recibirá.
  2. Preguntarle, previo a la exposición, si está tomando medicamentos fotosensibilizantes.
  3. Consultarle si la piel que expondrá a radiación artificial está libre de productos tópicos, tales como cosméticos, filtros solares, autobronceantes, entre otros.
  • Los operadores deben contar con conocimientos de primeros auxilios, a fin de que puedan ser capaces de identificar una quemadura secundaria debida a la exposición a radiación ultravioleta artificial.


Exija seguridad sanitaria

  • Los implementos o equipos que vaya a usar en los procedimientos del solarium deben haber sido previamente limpiados con un antiséptico y debe quedar registro de ello en un libro.
  • Pisos y paredes deben mantenerse limpios todo el tiempo, así como los baños y salas de vestuario, los que deberán estar permanentemente en buenas condiciones de funcionamiento.


Condiciones de uso

  • Cada cama solar sólo podrá ser ocupada por un usuario cada vez.
  • El personal debe entregar a cada usuario un protector ocular limpio, para proteger los ojos.
  • Los solariums no pueden proporcionar sus servicios de radiación ultravioleta a personas menores de 18 años de edad que carezcan de autorización legal para ello.
  • Todos los casos de accidentes o de reacciones adversas en un usuario deben ser informados por el prestatario del servicio a la autoridad sanitaria, en un plazo no mayor de 24 horas de ocurrido el hecho., en un plazo no mayor de 24 horas de ocurrido el hecho.

Después de la exposición

  • Hidrate la piel
  • No se exponga al sol
  • Consulte con su médico cualquier duda y en especial si aparece enrojecimiento, ampollas o heridas después de una o varias sesiones de rayos UVA.

Sepa que

  • La exposición a los rayos de camas solares debe ser controlado. Es así que al momento de su primera exposición en el respectivo año calendario, usted debe ser informado acerca de los riesgos del procedimiento, en términos de que :
  1. La radiación ultravioleta puede causar daños a los ojos y a la piel.
  2. Puede provocar envejecimiento e incluso cáncer y otras formas de daño irreversible a la piel.
  3. Es necesario consultar a un médico en caso de enrojecimiento excesivo o persistente (eritema) o cualquier otra complicación posterior a la exposición.
  • En Chile, el funcionamiento de los Solariums o Camas Solares se encuentra sujeto al cumplimiento de un conjunto de requisitos contenidos en el Reglamento N° 70, del Ministerio de Salud, que entró en plena vigencia el 23 de agosto de 2007.

Archivos para descargar

Dirección externa

Tags

Material educativo: Recomendaciones para ejercer sus derechos

Reclamar
LLámame