Contenido principal

Tortas para la mamá

Si está pensando en celebrar dulcemente a la mamá en su día, le entregamos los siguientes consejos antes de comprar.

07 de mayo de 2009

Si está pensando en celebrar dulcemente a la mamá en su día, le entregamos los siguientes consejos antes de comprar.

  • Cotice y compare antes de comprar, recuerde que en todos los productos y servicios se generan diferencias de precio importantes que pueden ayudar a su bolsillo.
  • Es importante que verifique tanto la información de la etiqueta como, en el momento de la compra, fijarse si el alimento se encuentra en condiciones adecuadas para su consumo, ya que en el caso de tortas y pasteles se trata de alimentos que requieren refrigeración para mantener propiedades en forma óptima.
  • Observe la higiene general de las instalaciones, utensilios y personal. Considere la correcta manipulación de los alimentos por parte de quienes son los encargados de atender las ventas. Por ejemplo, si la persona que le despachará el producto no envasado, atiende también la caja, usted tiene derecho a solicitarle que se lave las manos y que use guantes.
  • Chequee la temperatura de almacenamiento. Los alimentos refrigerados como tortas (sobre todo con crema chantilly y/o frutas frescas o glaseadas) deben estar a una temperatura que oscila entre 0 y 6°C, para comprarlas revise la temperatura del visor de la máquina y compárela con la temperatura a la que debe estar almacenado que está descrita la etiqueta.
  • Ojo con el traslado. Si compra tortas o pasteles en el supermercado, no mezcle estos productos, en el carro o en las bolsas, con detergentes o elementos perfumados, ni tampoco las vaya a colocar junto con alimentos que se consumen crudos, así evitara una posible contaminación.
  • Además, al igual que otros productos (como los helados) se recomienda comprarlos al final, justo cuando va a pagar, ya que en los alimentos congelados o refrigerados, los cambios de temperaturas por un tiempo prolongado pueden alterar sus características, incluyendo desde cambios en el sabor hasta la multiplicación de microorganismos -si es que los hubiera- constituyendo un riesgo para su salud.
  • Antes de consumir un alimento envasado siempre revise la fecha de vencimiento o elaboración que vienen impresas en las etiquetas.
  • Compre en el comercio establecido, que está sujeto a un control sanitario periódico y por lo tanto le entrega seguridad en su compra.

Archivos para descargar

Dirección externa

Tags

Material educativo: Recomendaciones para ejercer sus derechos

Reclamar
LLámame